Así de simple e increíble como lo lees, el Pirata le dio vuelta el partido a Atlético de Rafaela y ganó 2-1.

Empezó ganando la crema con un golazo de Fernando Luna (Luna nos sigue amargando) a los 27’ (el Número Mufa) del primer tiempo, que después de un rebote la agarro desde afuera del área.

Pero a los 39 apareció Fede Lértora para salvarnos las papas. Acarició el centro de un tiro libre de Aquino, y con el botín derecho la mandó a guardar.

Y a los dos minutos nada más el barco volvió a flote. Barbieri, como pidiendo permiso con su escasa altura, se coló entre los dos centrales de Rafaela y la puso de cabeza por arriba del arquero. Con esto se cumple la ley de L(?) y que la tiene mas larga que todos.

En el segundo tiempo estuvimos ahí nomas del tercero, y ahí nomas del empate (o de perderlo). Aveldaño hizo una mano de Dios adentro del área, o eso vio el árbitro, que amonestó al pela. Y gracias a Ricky Fort, Gudiño la tiró al cielo, respiro para todos los piratas.

A los 42 se fue expulsado Costa, y hubo chances de gol para los dos equipos hasta los 50’ (si, adicionaron 5’). Porque si no se sufre, no es Belgrano.

Vamo’ q nos levantamos.

Leave a comment